EXPERTAS VINÍCOLAS INDICAN QUE EL ORIGEN DEL VINO COMO TRADICIÓN TIENE RELACIÓN «INTRÍNSECA» CON LA CULTURA ANDALUZA

por Celso Vázquez

por Celso Vázquez Manzanares

Las doctoras de la Universidad de Málaga (UMA) y expertas en vino Elena Ruiz Romero de la Cruz y Elena Cruz Ruiz han señalado la importancia de la tradición del vino y cómo está «intrínsecamente relacionada» a la cultura de la comunidad.

Ambas han dirigido, esta pasada semana, el Curso ‘Retos del Ayer y Perspectivas de Futuro de la Cultura, el Vino y las Marcas Territorio’ de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) en Málaga y, según han señalado en una entrevista para Europa Press, el vino forma parte de nuestra cultura desde tiempos ancestrales, «algo que ha puesto de manifiesto el numeroso público interesado en el tema que protagonista en el curso».

Así, han señalado que «a través del ritual del vino, se puede conocer la identidad de cada territorio, pues los distintos tipos de uvas y métodos de fabricación ahondan en cada tradición y cada cultura».

Por este motivo, las doctoras han organizado este curso y han apuntado que la cultura del vino «va mucho más allá» que beber un buen vino o que reconocer que el vino tiene «un maridaje perfecto» con la gastronomía.

Sobre el curso, han señalado que es la segunda edición: «Antes de la pandemia hubo uno que tenía un punto de referencia con el turismo, y ahora éste, que se centra en el origen y en la cultura del vino».

Ruiz ha afirmado que no solo tiene beneficios para la salud, pues «además de la dieta, entra en juego la economía sostenida, el medio ambiente y el cuidado de todo ello».

«Lo que hoy llamamos la sociedad del bienestar. También forma parte en la identidad mediante la recopilación de estampas históricas, que han ido acompañando a cada producción y a cada bodega, o a través del concepto de la música», han dicho.

Asimismo, han incidido en que Andalucía es una tierra «muy especial», ya que «está muy vinculada a sus vinos –que son muchos– y a todas sus connotaciones».

«Un ejemplo de ello puede ser el ritual de chocar las copas viene a cuenta del dios del vino Dionisio, que quería implicar también al oído, el único sentido que no estaba implicado», han manifestado.

Tras esto, han relatado que los vinos cuentan una historia que «suele reflejarse en el etiquetado» ya que «en algunos casos aparecen los socios fundadores, en otras se evoca el pasado del abuelo que fundó la bodega, entre otras muchas historias». «De hecho, es ésta una de nuestras investigaciones, la del marketing. También juega ahí el origen y el vínculo con la tierra que hace germinar esas uvas autóctonas y que les hacen florecer», han comentado.

Sobre el triunfo de un vino concreto, las expertas han señalado que «la clave es saber captar la atención y el deseo de los consumidores provocando emociones y sentimientos». «Si un producto está bien concebido y tiene una buena carta de presentación –embotellado y etiquetado–, tiene más posibilidades. También en la reinvención y en la identificación con la sociedad, como por ejemplo el vino Cartaojal en la feria de Málaga», han destacado.

Por último, han desmentido mitos, ya que la conexión del vino con la mujer «es previa a la del hombre». «Hay narraciones que cuentan que las primeras bacanales las hacían las mujeres en secreto. Además, llama la atención que en el antiguo Egipto, la diosa del vino era una mujer. Esta conexión ha continuado hasta el día de hoy, especialmente en la publicidad del vino en todas las épocas, donde la mujer es protagonista», han concluido.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

* Al utilizar este formulario, acepta que este sitio web almacene y maneje sus datos.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no continuar navegando en nuestra web si así lo desea. Aceptar Leer más