X MONTARAZ ‘DESABRIGA’ SU JAMÓN ÚNICO 2016 EN CASA DE SACHA HORMAECHEA

por Celso Vázquez

En el inigualable Edén gastronómico que es desde hace 44 años el Figón y Botillería SACHA, tres decenas de sibaritas gourmets afortunados podrán disfrutar de un EVENTO GASTROCULINARIO UNICO.

Se trata de que la familia Martín, propietaria de MONTARAZ IBÉRICOS, ha elegido este fantástico  restaurante, SACHA, para ‘desabrigar’, dar cuenta culinaria y gustativa de un espectacular jamón de gran reserva, con siete años. Para ello entre los mejores jamones de la bodega de reservas, han seleccionado una verdadera joya en particular, un soberbio jamón de bellota, bajo el sello Único, que lleva ‘cultivándose’ desde 2016 y que se va a poder disfrutar desde la primera capa a la última.

Sacha Hormaechea, alma, amo y cocinero, será el encargado de ‘desvestir’ capa a capa la pieza que irá ensamblando en su restaurante en directo y frente a los 31 afortunados comensales que reserven más rápido en un menú degustación con platos elaborados exclusivamente con jamón. Eso sí, desde la grasa casi hasta el ‘tuétano’. ¿Suena bien? Lo hace Sacha, seguro que sabe mejor…

Con cada una de sus ‘capas’, el chef irá ensamblando una serie de platos con las diferentes partes del jamón para que el comensal disfrute del espectáculo antes incluso de llevárselo a la boca. Y sí, es un menú completo de jamón -no hay otros cortes de carne-, desde la grasa hasta ver el hueso…

Además del ibérico, Sacha, no ha desvelado el contenido exacto del menú pero ha indicado que habrá alguna de la especialidades referentes de su carta y trabajará con los aceites de Castillo de Canena y todo armonizado con una cuidada bodega seleccionada personalmente por él.

¿Necesita más motivos para reservar?

Pues aquí van más datos del protagonista de la noche:

MONTARAZ, EL GUARDÉS DE LA DEHESA DESDE 1890

La pasión, tradición, respeto por el entorno y duro trabajo son los ingredientes principales que conforman esta exclusiva firma salmantina. Sus productos ibéricos tienen solo dos más: ‘la sal y el debido tiempo’.

Con estos 6 valores y la máxima calidad están presentes -gracias a un eficaz y prometido equipo, encabezado por la propia familia, en más de 50 países, como Suecia, Japón, Filipinas, México, Emiratos Árabes, Qatar, Isla Reunión o en el exigente mercado norteamericano, donde solo triunfan los mejores.

Cada producto Montaraz sale de los mejores y seleccionados ejemplares de los cerdos ibéricos de las dehesas extremeñas y salmantinas.

La mitad de esos jamones y paletas se curan en Salamanca y la otra mitad en Olivenza. De ahí que existan dos ‘tipos’ de Montaraz, divididos a su vez en dos categorías -bellota y cebo de campo- unificadas gracias al nuevo ‘branding’, en un moderno matadero con los avances más punteros en cuanto a seguridad y tecnología para crear uno de los mataderos más avanzados de España, adaptado y homologado para los exigentes estándares de seguridad aportación. norteamericanos.

En este siglo y en cuatro generaciones de la propia familia, con tesón, reforzado empeño, aprendiendo de errores y de éxitos, han logrado está alta cota de máximo pedigrí cualitativo situándose en el podium de los ibéricos de máxima calidad españoles. Todo ello heredado, con la importancia de lo artesano, y las técnicas naturales más estrictas, con el mimo en el detalle hasta convertirlo en un producto Premium de lujo. Un producto excepcional y ante todo 100% natural.

Muestra de ello son las, cada vez más, piezas que salen desde sus secaderos a los mejores manteles, escaparates y establecimientos de casi  todo el mundo. Ahora todas bajo el abrigo del sello Montaraz, el guardés de la dehesa

Este es el motivo por el que Montaraz (www.montaraz.es) triunfa. Del despegue actual e internacional de la firma son responsables, los propietarios, Ramón y Jaime Martín Sánchez, cuarta generación de la familia, y ahora los CEO de la Casa y negocio. Pero fue su padre Ramón, ‘Monchi’ en el sector profesional extremeño ,  y hoy presidente, vigilante emérito para que todo siga la línea de calidad y seriedad que él implantó y que hoy aplican sus hijos, y en la segura esperanza de que luego sus nietos, la 5 generación sigan ese familiar estilo y legado.

Los dos tipos y orígenes de MONTARAZ.

Salamanca: con un  clima más amable, forja unos jamones y paletas finas y de gusto suave. Tras su salado natural en pila y después de meses curándose en secaderos naturales que funcionan con el método más antiguo y básico que existe, abrir y cerrar ventanas, surgen unas piezas únicas, 100% naturales, con solo dos ingredientes añadidos a la carne: sal y tiempo. No hay cabida para ningún nitrito, nitrato o alérgeno.

Así, en Salamanca se crean Montaraz Único (ibérico de bellota, cuya imagen está representada en color rojo) y Montaraz Salamanca (cebo de campo ibérico, que reconoceremos por el intenso tono azul del packaging).

Extremadura: Con la misma técnica y materias primas pero curados en Extremadura, con temperaturas más altas, se obtiene un producto final más intenso y también con dos sellos: Montaraz Don Ramón (ibérico de bellota, cuya imagen identificaremos por su color dorado) y Montaraz Olivenza – Extremadura (cebo de campo ibérico, representado en verde).

Su logotipo común es la elegante silueta del ‘montaraz’, un personaje imprescindible en todo este proceso, el guardés de la dehesa -y “el verdadero responsable y guardián de la calidad”. Con un duro y constante trabajo, repleto de paciencia y honestidad, con un equipo profesional de unas 150 personas que bajo la dirección de la familia logran crear auténticas obras de arte que despiertan emociones.

Gracias a todo esto, MONTARAZ, está presente en las mejores tiendas gourmet de Estados Unidos y en importantes presentaciones de la jet set neoyorquina. En sus modernas e impolutas instalaciones, que son de uso exclusivo, utilizan un sistema de sedación por CO2 que vela por el bienestar animal.

La tradición ibérica de MONTARAZ, se materializa en jamones, embutidos -salchichón, chorizo cular, lomo, lomito de bellota- y cortes frescos de carne de cerdos ibéricos criados en la dehesa

Los que deseen participar de esta delicia SA y singular aventura pueden informarse de este acontecimiento que tendrá lugar el miércoles 28 de junio a las 21:00 horas en La Terraza de Sacha (Juan Hurtado de Mendoza, 11. Madrid). Reservas en anabelen@montaraz.es y 629 35 32 40.

Aforo: 31 plazas. Precio, 175 € (50 € por adelantado).

El Trotamanteles

Artículos Relacionados

Deja un comentario

* Al utilizar este formulario, acepta que este sitio web almacene y maneje sus datos.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no continuar navegando en nuestra web si así lo desea. Aceptar Leer más